Llego el verano y con ella las comedias

Los teatros madrileños apuestan en refrescar a sus espectadores con comedias (y algún musical) para todos los gustos. Es el caso del Teatro Galileo que, un año más, traslada su programación a la terraza para que los asistentes puedan disfrutar al fresco de humor, conciertos y espectáculos de variedades mientras cenan o toman una copa. Sobre las tablas y hasta el 31 de agosto estará ‘A media luz los tres’, una comedia de Miguel Mihura -al aire libre y con una banda en directo- sobre un ligón empedernido interpretado por Fernando Cayo.
Y es que, el Teatro Lara, combina este verano con montajes de éxito, es el caso de ‘Burundanga’, que sigue triunfando después de seis temporadas; ‘La Llamada’, que ha conquistado a más de 150.000 espectadores en los últimos tres años; o ‘Lavar, marcar y enterrar’, un texto estrenado el año pasado que ya cuenta con su propia secuela también en cartelera: ‘No hay mejor defensa que un buen tinte’. Entre lo nuevo destaca ‘Sole Sola’, un ácido monólogo sobre las vidas que proyectamos en las redes sociales interpretado por Úrsula Gutiérrez. Y aunque la compañía Los Absurdos es una vieja conocida del teatro, cambia su ‘Manténgase a la espera’ por ‘Demasiado al este es el oeste’, una comedia loca y disparatada estrenada el año pasado en los Teatros Luchana.
De un lado, y tras su paso por los Teatros del Canal, llega al Alcázar una de las primera obras del autor, Trabajos de amor perdidos, con un montaje de la Fundación Siglo de Oro en asociación con Shakespeare’s Globe Theatre. Del otro, el Pequeño Teatro Gran Vía acoge Clásicas envidiosas, una excéntrica parodia de ‘Hamlet’ donde 400 años después de su estreno Ofelia decide rechazar su papel pasivo de dama frágil y desequilibrada, no suicidarse y disfrutar de la vida.
El Teatro Infanta Isabel programa hasta el 15 de septiembre un apropiado título estival: ‘Los desvaríos del veraneo’. Venecia Teatro actualiza el clásico del padre de la comedia moderna italiana, Carlo Goldoni, con esta historia sobre dos familias que luchan por ser las mejores en sus vacaciones de verano. Y hasta el 11 de septiembre regresa al Rialto ‘La cena de los idiotas’, uno de los clásicos contemporáneos más representados de todo el mundo. Tras siete años de éxito Agustín Jiménez y Ramón Langa lideran el elenco de esta nueva versión de la sátira social de Francis Veber a cargo de Josema Yuste.

La fiesta que reunió a Belén Esteban, Elsa Pataky y Arancha de Benito

La mayoría de los fans llegan a pensar que todos los famosos son amigos, algo que ocurre cuando cuelgan fotos compartiendo eventos y fiestas o cuando los fotógrafos les captan en momentos de su vida privada en la que hay una reunión de celebrities y no hay photocall de por medio. En ocasiones, estas relaciones parecen normales, entre modelos, actores, presentadores… sin embargo, otras choca mucho ver a cierto tipo de famosos compartiendo momentos de ocio.
Arancha de Benito ha abierto el baúl de los recuerdos y ha querido compartir con sus seguidores de Instagram una imagen correspondiente a una fiesta que tuvo lugar hace algunos años. Viendo a las invitadas se lleva uno una gran sorpresa.
En la foto podemos visualizar a la que fuera esposa de Guti, y donde aparecen muchas mujeres anónimas, pero hay otras tres que no lo son. Una de ellas es Raquel Meroño, actriz y empresaria, hasta ahí todo normal, después está Elsa Pataky, algo muy llamativo, y como colofón, Belén Esteban, que también se divirtió en una fiesta

La moda de las limusinas, a bordo con el ocio y la diversión

Es sábado por la noche. La plaza de la Independencia, con la Puerta de Alcalá como testigo, asiste al desfile de limusinas de cada fin de semana. En su interior, grupos de amigos o compañeros de trabajo disfrutan de una propuesta de ocio que atrae cada vez más a los madrileños. A bordo, todo está dispuesto para la diversión: cómodos asientos, botellas de cava, aperitivos dulces, música a todo volumen, techos de espejo y luces láser. Su decoración emula a la de una auténtica discoteca. Un largo espacio itinerante en el que, más allá de fiestas nocturnas, las posibilidades son «infinitas».
La creciente demanda en el alquiler de este tipo de transporte en Madrid, el Gobierno regional decidió el año pasado incluirlo dentro de la categoría legal de arrendamiento de vehículos con conductor, conocido en el sector como VTC. «Existía un vacío legal que ha quedado cubierto y que da seguridad a las empresas y a los clientes. En la nuestra, cada servicio se realiza a través de un contrato que se firma previamente de forma presencial en nuestra oficina de la calle del Arenal. Es obligatorio. No somos competencia del taxi ni de empresas como Uber», apunta.
No es cosa sencilla circular con un vehículo tan largo por Madrid. José Ribeira es el conductor de la limusina que protagoniza estas líneas. Está habilitado para ello con el carné de conducir C1 –especial para camiones– ya que pesa más de 3.500 kilos. «Consume 31 litros a los 100 kilómetros», asegura. Su papel, además del de un correctísimo chófer, es el de dinamizar y controlar a los clientes.
La imagen que generalmente se tiene, en el interior es obligatorio ir sentado y con el cinturón abrochado. «Está completamente prohibido ponerse de pie o salir por las ventanillas. Hay gente a la que le hace ilusión saludar por ella, que les vean dentro de un vehículo tan llamativo», cuenta el conductor.
Es el «factor sorpresa» la razón de quienes contratan limusinas. Entre los servicios más frecuentes está el de recoger a un homenajeado en su casa o la salida del trabajo sin que se lo espere. «Dentro se organizan fiestas de todo tipo: una despedida de soltero, cumpleaños, pedidas de mano, catas de vino y chocolate, entrevistas de televisión, bodas de oro…», enumera el gerente de este grupo dedicado a organizar eventos.
Afirma que el público femenino supone el 90% de su clientela. «El concepto de uso ha ido cambiando con el tiempo. Estamos viendo que las demandan también para hacer turismo de compras, para servicios protocolarios en embajadas o para traslados desde el aeropuerto a los hoteles», comenta. Entre las novedades que están registrando está el alquiler de limusinas para fiestas de puesta de largo de adolescentes o para el primer traslado de un recién nacido desde el hospital a su casa.

PONTE EN CONTACTO CON NOSOTROS.